CVP: Cráneo I Vértebras I Pelvis. ¿Se ve o es que padecemos ceguera?

El eslabón perdido en el conocimiento humano.

¡Ay ay ay! ¿Pero qué caramba es esto de la CVP…?

Desde que eres una criatura, en la escuela, has escuchado que la naturaleza se divide en tres grandes reinos: mineral, vegetal y animal. Algo muy simple que recientemente se ha ampliado a 5: animales, plantas, hongos, protistas y móneras. ¡Por fin tenemos en cuenta a las bacterias, los hongos y otros seres esenciales! Y no te extrañe, que esta catalogación se vaya ampliando en el futuro.

Pues bien, dentro de los animales, resulta que la clasificación más amplia, se divide en dos: vertebrados e invertebrados.

Y la pregunta es: ¿crees que nuestros sabios antepasados realizaron esta nomenclatura a la ligera? ¿No será que, mucho de lo que buscamos está encerrado en esas grandes desconocidas, llamadas vértebras?

Pues el Seitai tiene una propuesta viva y fresca entorno a esto. Porque el Seitai transforma la inmensa biología en experiencia cotidiana. Yo lo llamo la biología de andar por casa. ¡Y qué casa! La biología que toca directamente lo que vivimos. Ni más, ni menos. Tu organismo necesita un nuevo tratamiento. Y ese enfoque lo encuentras en esta Cultura registrada en el Mº de Educación y Ciencia de Japón, desde la década de los años 50 del pasado siglo.

Ser vertebrado es algo más que una materia del cole para aprobar o para catear. Descubrirte como vertebrado es descubrir quién eres. Y si además de sentir tus vértebras, las captas, unidas y coordinadas directamente con tu cráneo y tu pelvis… La existencia toma matices y cobra un sentido inesperado.

CVP: Cráneo I Vértebras I Pelvis

¿Te sientes seducida… seducido…? ¿Quieres transformar este término CVP en experiencia vital?

¿Sabes que existe una práctica natural que se llama Katsugen Undo y que moviliza tus vértebras, las reajusta y las coordina con tu cráneo y tu pelvis?

Todo lo que hay en este artículo habla de ti y de lo que te pasa. ¿Vamos? ¡Pues a por ello!

Nota: Todo lo que ves en verde en este escrito, te lleva a otros contenido. Y recuerda que ,además, al final del todo, encuentras este mismo blog leído por su autora, para que si no tienes tiempo de leer, lo escuches en cualquier lugar, mientras haces tus cosas 🙂

CVP: ¿Acaso está ciego todo el mundo?

He buscado. Y mucho. He buscado en Google, como hace todo hijo de vecino. En libros de anatomía. No sólo Anatomía de Gray. No. Muchos más.  Y nada de nada. O muy poco y simplón.

El enfoque general es crear artículos que hablan de nuestras vértebras, desde un punto de vista médico y terapéutico. ¿Cómo arreglar las vértebras?

Y es normal. El dolor de espalda es algo que aqueja a la mayor parte de la población mundial.

Pero lo que no es normal, es tratar semejante maravilla, como algo que falla y que hay que arreglar. No hay que arreglar lo que no se estropea. Y eso debería ser previo. Prevenir, antes que curar… ¡¿Dónde quedó ese principio?!

¿No será mejor empezar a observar nuestra ignorada, (aunque no ignorante), naturaleza, desde un punto de vista más agradable? Somos animales vertebrados. Nadie nos ha denominado animales cerebrados. Aunque es verdad, que se intenta integrar el cráneo en esta denominación. Pero, ¿qué pasa con la pelvis?

Es muy gracioso buscar imágenes de esto.

Ninguna de estas 3 imágenes simboliza a un Ser Humano completo.

Por eso, esto sólo se puede mostrar con dibujos. No con personas.

Busca y verás lo que encuentras.

Aparecen columnas sueltas.

Columnas amarradas a un cráneo.

Columnas unidas a una pelvis… (Es verdad que cabezas y pelvis juntas, no he encontrado, jajaja).

Pero falla algo y seguirá fallando, mientras no se tenga en cuenta este término maravilloso de CVP.

Esto sí es un Ser Humano completo.

Este hombre es un ejemplo de los tantos que viven así. Y encima viven de manera extraordinaria, porque lógicamente, existir sin miembros, no es fácil… Pero sí posible. Disponen de todo lo necesario para expresar su vida.

CVP: la no vulnerable indisolubilidad del ser.

Nick Vujicic cuenta con un cráneo, unas vértebras y una pelvis. Y se trata de alguien que ha hecho de sus limitaciones, un arte de vida.

Que una persona nazca sin brazos o sin piernas, no le hace ser menos «ser humano» que el resto.

Pero nadie nace siendo un cráneo unido a unas vértebras. Porque si te falta la pelvis, directamente, no existes.

Nadie puede nacer sin cráneo. Directamente no existes.

Nadie puede nacer sin vértebras. Directamente no existes.

PERO SÍ PUEDES NACER SIN MIEMBROS. O PERDERLOS EN CASO DE ACCIDENTE… Y SEGUIR VIVIENDO…

Nadie puede nacer sin la distribución de 5 «cajas» donde se alojan los 5 grandes sistemas orgánicos, mostrando un claro orden: craneal, pectoral, digestiva, urinaria y pélvica.

Entonces, ¿de dónde viene esta división que nos enseñaron de que somos cabeza, tronco y miembros?

¿Se puede englobar la pelvis en el tronco?

No creo que haya muchas personas, que cuando imaginan el tronco, lo vean unido a una pelvis.

Y es que todo eso que está relacionado con el sexo, los excrementos, la orina… Sencillamente, culturalmente, de alguna manera, se ha intentado ocultar. O al menos ignorar.

Y ni te digo en el caso de las mujeres, cuya relación con su pelvis es innegable.

Te recomiendo no perderte este artículo que dediqué a ello: MUJER VITAL: CÓMO EL MACHISMO HA ATACADO A LA MUJER EN LA BASE DE SU EXPERIENCIA ORGÁNICA.

Cuando te haces consciente de la existencia de la CVP: cráneo-vértebras-pelvis, como algo indisoluble que está rigiendo tu existencia… El mundo sigue su camino. Pero tú ya no vuelves a ser la misma… A ser el mismo… Porque comprendes que esa CVP requiere coordinación y diálogo. Y entiendes, que esa coordinación es vital para cultivar y mantener la salud. Y que la salud, (salvo problemas congénitos), es previa a la enfermedad. Y la salud, no requiere terapia. Sino disfrute.

Entonces empiezas a vivir como alguien más autónomo, que confía en su propia existencia. Yo puedo hablar de mi experiencia. No puedo hablar por el resto.

Pero mi experiencia fue que mi dolorida espalda machacada por años de reporterismo, un día, de manera casual, se topó con el Katsugen Undo . Una práctica natural que existe ya activa en el organismo y que ajusta el conjunto de la CVP, y todo lo que «hay dentro».

Entonces, todo cambió.

Y eso que cambió para mí, vale para todo lo que culturalmente hemos aprendido.

Con el término CVP asimilado cambiará, (mejor dicho, mejorará):

  • El tratamiento terapéutico en todas sus ramas.
  • La salud de los deportistas y la mejora de sus resultados.
  • El mundo de la danza.
  • La comprensión de las personas, unas con las otras.
  • La educación.
  • El arte.
  • La filosofía.
  • Cada etapa vital que nos toca experimentar.
  • Etc.
  • Etc.
  • Etc.

De esto no tengo duda, porque todos los descubrimientos del Seitai, merecen varios Premio Nobel. Y cuando los ojos se abran, la ceguera se disolverá.

CVP: un término útil para tu experiencia vital y autoconocimiento.

CVP: Cráneo I Vértebras I Pelvis.

Vivimos en la Era de la Neurociencia. ¡El cerebro! Ese gran enigma que pretendemos descifrar. También vivimos apasionados por los genes. ¡El Genoma Humano! (1990-2005). ¡Qué gran hallazgo! Desentrañarlo, fue emocionante. Ya sabíamos algo de cómo la naturaleza crea a sus criaturas.

Pero considero que falta algo esencial que aún no se ha hecho con el enfoque apropiado.

¿Por qué no volver a los fundamentos? ¿Por qué no empezar a observarnos desde esa genial nomenclatura que hicieron nuestros ancestros?

Eres un ser vertebrado. ¡Ah! ¡Que ya lo sabías…! Bien. Entonces te pregunto, ¿qué sabes de tus vértebras? No desde el punto de vista morfológico ni estructural. Sino desde el punto de vista vital.

Si antes que homínido, mamífero, etc, se nos reconoce como vertebrados, ¿no te parece que sería esencial saber más de todo esto?

De hecho, Haruchika Noguchi, (Tokio 1911-1976), fundador de la Cultura Seitai y descubridor de cómo el movimiento vital nos está estructurando, repara en la existencia de 5 movimientos, al observar las espaldas de sus pacientes. Las vértebras se desplazaban espontáneamente, y lo hacían, invariablemente, en 5 direcciones.

¿Cómo se llega al gran descubrimiento de la existencia de la CVP, como rectora de la vida de los vertebrados?

Todo parte de Noguchi. Él observa que cuando las vértebras alteran su alineación natural, se desplazan en 5 direcciones:

  • Una vértebra o un conjunto de ellas, se desplazan hacia arriba: movimiento vertical. O hacia abajo: movimiento Central,(en dirección a la gravedad terrestre).
  • Una vértebra o un conjunto de ellas se hunden o sobresalen: movimiento frontal)
  • Una vértebra o un conjunto de ellas, se desplazan bilateralmente: movimiento lateral
  • Una vértebra o un conjunto de ellas se colocan en diagonal: movimiento rotatorio.

Es por lo que Noguchi detecta, que cuando una persona deja expresar libremente el vaivén espontáneo que surge de la columna, por sí mismo, el organismo se «resetea».

Y es así como descubre la práctica sencilla de Katsugen Undo.

Pues bien, por sencilla, no deja ser complicada de transmitir. Con este problema creo que nos hemos encontrado todas las personas que nos dedicamos a divulgar esta maravilla. Y una de las personas que más ha hecho por la continuidad del Seitai, ha sido Katsumi Mamine, Tokio 1944-Barcelona 2020.

Este sabio, buscando, buscando, cómo formular el Seitai y en especial, cómo comunicar Katsugen Undo, descubrió algo que está ante los ojos de todo el mundo y que curiosamente, nadie ha tenido en cuenta: la CVP.

Pero vamos por partes. Y antes de entrar de lleno en la CVP, sigamos con las vértebras.

Ser vertebrado es sentir la existencia. Sentir tus vértebras es autoconocerte de manera profunda.

Sentir ese cosmos de micromovimientos que te habitan, es descubrir quién eres y de que estás hecha, de qué estás hecho.

El término vértebra engloba en su propia definición, el concepto de movimiento.

Vértebra viene del verbo latino vertere: hacer girar, volver, doblar. Es así como se designa los huesos articulados de la columna que permiten el giro, la flexión, etc.

Vertebra se refiere a los huesos cortos y articulados de la columna, dotados de movimiento. Y cuentan con ayuda. Para no interferir los unos con los otros, entre ellos hay unos discos que amortiguan el vaivén y los protege de roces.

No quiero entrar mucho en datos, pero comentarte que en Seitai sabemos que estos discos están hecho embrionariamente, de células conjuntivas y de central. Ni te imaginas la fuerza que tiene eso y al mismo tiempo la flexibilidad.

Regalo

Te gustaría reordenar tu respiración, conservar tu psique en calma y dormir a pierna suelta?

Descarga el audiovídeo que te ayudará a conseguirlo en 29 minutos, de forma natural

Regalo

Pero hay más.

Tanto que nos interesa el cerebro, es importante estar al tanto, de que de todas esas vértebras, salen nervios.

Y que esos nervios, «van a algún lado». (Inervan, en plan fino 🙂

Lo mismo pueden ir al Sistema Nervioso Central, como que pueden ir al Sistema Neurovegetativo. Y al ser un sistema autónomo, responsable de las acciones espontáneas, poco podemos hacer como simples seres humanos. 🙂

Todavía, Parasimpático, vaya que vaya. Pero si una vértebra pinza un nervio relacionado con Simpático, difícilmente solucionarás tus problemas desde el control de la cabeza.

Vértebras y vida cotidiana

Voy a ponerte algunos ejemplos de los millones que podría ponerte.

Quizá estés tomando mil cosas para solucionar alteraciones relacionadas con el estómago: ardor, malas digestiones, etc. Es muy probable que en esas alteraciones puedan estar implicadas vértebras del Sistema Digestivo, en especial D6, D7, D8 y D9.

Y yo echaría un vistazo a la L2, en caso de problemas recurrentes, tipo estreñimiento o diarrea.

O en una anorexia o bulimia, tendría muy en cuenta el estado de la L4.

No digo intervenir.

Sino sentir.

Y si es con Katsugen Undo, mejor que mejor.

No todo se controla desde la cabeza.

Es importante poner atención a qué está pasando en tu espalda y a todo ese engranaje increíble formado por tus vértebras.

Para el Seitai, la psique nace del organismo.

Y el término organismo no excluye cabeza. La integra. Pero sin darle el papel de supremacía que le está dando el Ser Humano, tanto en su enfoque científico, como en su enfoque espiritual, emocional, de relaciones, psíquico, e incluso energético. Controla la mente y controlarás el resto, sencillamente, no es verdad.

Ni lo será nunca.

Por eso, como todo esto de que la cabeza es la reina, queda cojo, empezamos a hablar de respiración, de nutrición, de hacer deporte, etc. Porque es así. Un ser vivo, es una UNIDAD. Un complejo ecosistema en el que todo es importante.

Somos hijas, hijos, de un organismo global, coordinado entre sí. Y cuando se descoordina, no suele afectar a un único lugar. Además, cualquier desajuste, suele tener un impacto en la mente. Y al desconocer ese origen, nos sentimos inermes, incapaces de solucionar ese entuerto vital.

Entonces todo se nos desploma: nuestra formación, nuestro estatus, nuestro trabajo de años de crecimiento personal… Cuando vivimos algo intenso, cualquier teoría que hemos mantenido, se nos cae.

Por eso recomiendo con tanto énfasis el Katsugen Undo. Porque no tiene nada que ver con nada que has aprendido. Esta práctica sensibiliza, despierta y afina, tu parte espontánea. Todo eso que surge de manera autónoma y que sabe lo que hace.

Descubrir Seitai es un gran avance vital.

Es hora de recuperar el reino. El reino del que venimos. Somos vertebrados. Y si hay alguna cultura humana que haya despejado la incógnita sobre este apasionante tema, es el Seitai.

De nada sirve seguir atacando al síntoma, si vivimos ajenos al origen real de tal o cual alteración. Y eso requiere un formación vital, de la que se nos ha privado.

¿Te duele la espalda? ¡Hablemos de CVP!

Es el momento de conocerte. Y conocerte es sentir la interrelación indisoluble que existe entre tu cráneo, tus vértebras y tu pelvis.

Por simplificar llamaremos a esto CVP. (Y fonéticamente expresaremos como cebepè)

Un término que revolucionará el conocimiento humano, y que le debemos al genio, Katsumi Mamine y a su creativa existencia dedicada a formular el Seitai descubierto por Noguchi.

Perteneces al reino animal. Un reino donde habitan vertebrados e invertebrados.

Si te sientes una princesa que ha perdido su “reino”, o un príncipe que por mucho que lo intenta, es una rana de ojos saltones, quizá es que es el momento de descubrir el Katsugen Undo y darle a tu “organismo” un poco de mambo… Natural… Natural y espontáneo. Espontáneo y regulador.

¡Pongamos un poco de orden!

Seitai: Organismo en orden y en equilibrio.

Y no quiero ser insolente… Pero esto sí que es un descubrimiento sobre el orden y no el de Marie Kondo. ¡Menudo revuelo se ha armado recientemente! Ahora asegura, que con tres hijos, se reconoce incapaz de mantener su casa en orden. Esto lo dice alguien que ha convencido al mundo a través de millones de libros vendidos, que el orden es coser y cantar. Pero cuando Marie ha tocado la realidad de la maternidad y los niños, su tesis le ha hecho aguas por todas partes.

¡Apostata de su propio método! Es increíble.

Marie Kondo ha fallado.

Quien no falló fue Noguchi con su descubrimiento de cómo mantener el organismo ajustado.

Cada persona por sí misma, puede, (y debería), saber cómo cultivar su salud y bienestar de manera natural.

Seitai: Organismo en orden.

Katsugen Undo: la práctica que te hace conectar con la CVP y te la resetea

No puedo hablar por el resto de practicantes, claro está. Pero sí de mi experiencia.

Cuando descubrí el Seitai me hice menos ñoña. Porque era capaz de gestionar lo que antes me era imposible.

Y sobre todo, me di cuenta de que mi organismo disponía de una “herramienta vital”, natural, que me permitía conectar con esa realidad vertebrada y ósea, tantas veces como quería.

Y esas tantas veces, me dejaban cada vez más sorprendida.

Practiqué y practiqué y al cabo de unos ocho años, decidí formarme con el mejor: Katsumi Mamine.

Así fue como descubrí que lo que había sentido de manera vivencial, se transformaba en conocimiento. Porque Katsumi me habló de CVP, su gran hallazgo. Producto del riguroso estudio que dedicó a la ciencia durante casi medio siglo. Todo, simplemente, para ser capaz de comunicar la sencilla práctica del Katsugen Undo.

Dejar que la CVP se meza por el Katsugen Undo es cultivar la vitalidad

¿¿¿Qué el Katsugen Undo es sencillo? ??

¿Y hay una persona que dedicó 50 años a estudiar diversas áreas de la ciencia para comunicarlo?

No. No es así. Aún es más fuerte.

Además, a esos 50 años, hay que sumarle otros 60 que invirtió Haruchika Noguchi, su maestro, que tardó en darse cuenta de que lo que observaba de manera tan nítida, no estaba aún contemplado, con ese enfoque, en la rica Cultura Humana.

Sí, queridas y queridos lectores. El Seitai es una de las grandes aportaciones que recibe la Humanidad y aún no nos hemos enterado.

¡Somos vertebrados! Y eso significa algo.

Ya lo predijo el gran Noguchi en su testamento vital. Creo que habló de que sus aportaciones tardarían ocho o diez mil años en llegar de manera masiva a la humanidad.

Yo la primera vez que leí esto, pensé: “Pues sí que era exagerado este Noguchi…”. Pero después de casi 20 años dedicada con intensidad a esta maravilla, empiezo a considerar que se quedó corto.

Somos. Vertebrados. Pero desconocemos cómo funcionamos. Desconocemos “qué lógica” impera en nuestro organismo. Qué inteligencia está actuando. Y sobre todo, cómo podemos aprovechar todas esa fuerza vital que nos habita, en lugar de coagularla. Somos empequeñecedores. Hacemos pequeño lo inmenso. Y esta inmensa vida, cuando se ahoga, se rebela. No porque quiera hacernos nada malo. Sino para que aprendamos que la vida es otra cosa, más allá de lo que hemos perfilado.

Katsumi descubrió, que todos los datos de la gran Ciencia, saben esto. Pero de manera inconexa. Parcelada…

Lo único que hizo Mamine, fue ofrecer, con todos esos datos en la mano, un nuevo enfoque. Lo simplificó. Y nos lo entregó totalmente ordenado.

Katsumi Mamine se dio cuenta de cómo se organizan las apófisis espinosas y transversas. De cómo interviene esa morfología específica de cada vértebra, en las 5 dimensiones del movimiento. De cómo ellas nos yerguen. De cómo nos permiten avanzar. De cómo nos permiten expresarnos de manera bilateral. Rotar. Y compactarnos o descompactarnos, facilitando que recuperemos altura.

Mamine observó cómo se estructuran las vértebras en sus distintos tramos: cervicales, dorsales, lumbares, sacro, coxis… Cómo esa estructura se reproduce una y otra vez, aportando una lógica, que da sentido a todo. Y lo más sublime, cómo esas vértebras, conectan con dos partes esenciales de nuestro organismo: cráneo y pelvis.

Te pueden cortar los brazos y las piernas… Y seguirás viviendo. Te pueden quitar un riñón. O un trozo de estómago.

Pero hay una realidad vital indisolubre.

CVP: el orden del orden.

Existe un orden organizado en 5 cavidades actuando coordinadamente entre sí, a través de las cuales, expresamos la vida.

  • Cavidad craneal.
  • Cavidad pectoral.
  • Cavidad digestiva.
  • Cavidad renal.
  • Cavidad pélvica.

Esas 5 cavidades o compartimentos vitales, alojan los 5 grandes sistemas orgánicos:

  • Sistema Nervioso.
  • Sistema Combustivo y Locomotor.
  • Sistema Digestivo, Asimilador y Circulatorio.
  • Sistema Reciclador y Elinitatorio.
  • Sistema Conjuntivo, Reproductor Celular y Sexual.

El cerebro, a través de 12 pares de nervios craneales, nos conectan y nos permiten captar al exterior a través de los 5 sentidos:

  • Ojos. Vista.
  • Nariz. Olfato.
  • Boca/lengua: Sabor.
  • Orejas. Oídos. Audición.
  • Piel. Tacto.

Tienes 5 dedos. 5 lumbares. En ti habitan 5 movimientos. 5 direcciones. 5 psiques predominantes: contemplativa, pragmática, comunicadora-mediadora, defensiva-ofensiva, profunda-afectiva…

Y paro, porque esto es un estudio maravilloso que recomiendo descubrir a todo el mundo, pero que lógicamente, no puedo dejar expuesto en un blog.

Te sugiero no perderte cualquiera de los libros Seitai. Algo esencial para dejar en tu mesilla de noche y consultarlos de por vida, porque hablan directamente de todo lo que te importa. .

Yo cada vez que leo, que somos cabeza, tronco y extremidades, es que me entra un revoltijo por dentro… ¿Y dónde te dejas la pelvis? ¿Ese claustro donde habitaste durante 9 meses de tu existencia? ¿Cómo pueden tener en cuenta los miembros y olvidarte de la pelvis?

No. Esto tiene que acabar. ¡Basta ya!

Señoras y señores científicos, antropólogos, investigadores… ¿Pueden hacer el favor de interesarse por lo que estos dos señores, Haruchika Noguchi y Katsumi Mamine, están proponiendo…?

¿Cómo es posible que el deporte profesional no conozca los estudios sobre el Movimiento Vital y sus estructura? Gente joven y fuerte, se cae fulminada en mitad de un campo y fallece ante los ojos de millones de espectadores… ¿y nadie tiene en cuenta que esas personas fuertes y aparentemente saludables, tienen una TPE de caballo?

¡Ah! Que qué es TPE. Otra de las maravillosas aportaciones del Seitai:

T.P.E: tensión parcial excesiva.

¿Cómo es posible que personas que están tratando enfermedades graves, la mayor parte de las veces fijen su atención en los síntomas, y desestiman observar el estado de la CVP?

¿Cómo es posible que la gente se pase horas en el gimnasio y no sepan que con unos minutos de Katsugen Undo, todo su organismo se puede recuperar del esfuerzo y reestablecer su orden natural, desintegrando TPE, de manera sencilla?

Te digo una cosa. Es agónico.

CVP: en la salud y en la enfermedad. La dificultad de comunicar la sencillez

Haruchika Noguchi atendió a miles de personas en el S. XX…

Katsumi Mamine desarrolló sus estudios durante medio siglo en un pequeño dojo de la C/ República Argentina en Barcelona, para dotar al Seitai de una explicación científica…

Yo llevo 20 años, he escrito 3 libros que se han traducido a diversos idiomas. Gente de todo el mundo los lee cada día, he hecho cursos con miles de alumnos…

…Y que no haya surgido hasta el momento, nadie con cierto peso en esta globalidad llamada mundo, que diga: ¡Caray! (Esta expresión era muy de Mamine).

Y sí, ¡Caray! ¿Qué os pasa?

No es por hacer demagogia. Pero estamos bombardeados de imágenes violentas, de guerras que se intentan justificar, de dolor, de sufrimiento, de novedades sobre tratamientos… Todo eso cabe en horas y horas de televisión… Mientras la gente se manifiesta cada vez más apática, triste e insensible.

Los hospitales, cada día más llenos.

Los niños, están fuera de un mundo que no les seduce. Y les obligan a entrar una y otra vez en él. En un sistema que está claro, no ilusiona a nadie. Los niños no saben expresar con palabras, hablan de otra manera.

Los niños gritan con sus autismos, sus enfermedades, sus alteraciones psicológicas… Porque ellos se expresan orgánicamente.

¡Pobres niños!

Rodeados de adultos que les “educan” y les enseñan lo  mismo que a ellos les enseñaron y que saben, (porque lo saben), que no sirve para nada.

Que todo es mentira.

Y cada vez estamos más perdidos.

Este artículo nació con la intención de hablarte de la CVP, pero ha salido esto. ¿ Y sabes lo que te digo? Que así se queda.

Porque he escrito tanto sobre la CVP y Katsumi Mamine ha desarrollado auténticas tesis doctorales entorno a esto que… Al que le interese, que busque.

Porque está todo ahí.

Qué representa cada una de tus vértebras en tu vida. Cómo se mueven. Cómo dialogan entre ellas. Qué inteligencia encierran…

Y sobre todo, mi sugerencia es que para que ese conocimiento se transforme en experiencia vital, descubras la práctica del Katsugen Undo… Y vive.

Vive mejor.

Con más alegría.

Con más autoconocimiento.

Y expresa tu vida.

La que surge desde tus células, únicas e irrepetibles.

Salte del patrón.

Es mentira.

Si alguien te enseña, es tu sabia naturaleza. Recuerda que ella te diseñó. Que supo hacer tu boceto y desarrollarte, hasta llegar aquí y ser quien eres.

Ella te creó y te mantiene con vida.

Y si te englobaron en el mundo de los vertebrados… Por algo será.

Suena a pista vital, ¿no te parece?

No creo que el desarrollo de 525 millones de años de animales con espina dorsal, sea cualquier tema.

Y no te digo si hablamos del Ser Humano, el único animal que se ha puesto de pie y su vida se expresa en esa verticalidad.

CVP. Vida. Coordinación.

Lo demás… Lo demás es mentira. No todo… pero casi todo 

Como decía Luís Eduardo Aute: todo es mentira, menos tú.

Y si te interesa el Katsugen Undo, dame un toque. Nos conocemos en alguno de los Encuentros Presenciales que organizo, o en la Escuela Seitai donde dispones de un curso completo con más de 55 vídeos. Realmente, merece la pena, por su calidad y por lo que aportará a tu vida de aquí, hasta el final de tus días.

Y para cualquier cosa, me encuentras en bioseitai.com.

Feliz y disfrutona vida.

Continuamos…

calmar la mente calmar la mente

LAURA LÓPEZ COTO

Directora de la Escuela Seitai.

Escritora y Divulgadora especializada en Cultura Seitai, registrada en el Mº de Educación y Ciencia de Japón desde 1958.

SABER MÁS SOBRE LAURA LÓPEZ COTO EN ESTE VÍDEO

Te invito a disfrutar de las redes, de los libros, de la Escuela Seitai y que dejes tus comentarios si te apetece.

Todo el artículo leído por su autora. Lo puedes escuchar en Youtube, en Ivoox y en Spotify
  • Accede a Youtube pinchando este enlace en verde.
  • Accede a Ivoox pinchando este enlace en verde.
  • Accede a Spotify pinchando este enlace en verde.

4 comentarios

  1. Hola Laura. Enhorabuena por este pedazo de artículo. Es brutal resumir tanta información valiosa en un solo post. No sabía (y tiene sentido) que nuestra pelvis es tan importante.
    Me encanta esa pasión que le pones al Seitai y el amor con que escribes y divulgas esta práctica tan interesante para nuestro bienestar. Desde que te conocí supe que tenías algo muy especial entre manos. Y así es. Eres una fenómeno y emana pasión en cada palabra del artículo.
    Gracias!

    1. Qué precioso comentario Susana. Muchas gracias por todo lo que comentas. Porque sentir, que al menos una persona ha captado lo importante que es este concepto para percibir lo que somos de manera global y cómo está implicado en nuestra salud… Y enfermedad… ¡Ya merece la pena!

      Por cierto, decirte que sigo de cerca tu trabajo. En él hay una impecabilidad y honestidad, difícil de encontrar. 🙂

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

En cumplimiento del Reglamento (UE) 2016/679 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 27 de abril de 2016, relativo a la protección de las personas físicas en lo que respecta al tratamiento de datos personales, por el que se deroga la directiva 95/46/CE (en adelante, RGPD), de la Ley 34/2002, de 11 de julio, de servicios de la sociedad de la información y comercio electrónico (en adelante, LSSI-CE) y de la Ley Orgánica 3/2018, de Protección de Datos Personales y garantía de los derechos digitales (en adelante, LOPDGDD), Canal Abierto Producciones SL garantiza la protección y confidencialidad de los datos personales, de cualquier tipo que nos proporcionen nuestros clientes, de acuerdo con lo dispuesto en el Reglamento General de Protección de Datos de Carácter Personal.

Cuando descubras el SEITAI lo harás tu estilo de vida.

Recupera tu vitalidad y la sabiduría innata de tu Organismo a través del Katsugen Undo, el Movimiento Espontáneo y Regenerador que liberará la rigidez que te atrapa.

¿Quieres empezar a explorar el poder que habita en ti? En este audiovídeo te regalo un supertruco, con el que aprenderás a relajarte y manejar cualquier situación de estrés de forma instantánea y natural.

Cambia tu percepción de todo lo que ocurre fuera y consigue que pocas cosas te hagan perder los estribos.

Descubre cómo gestionar los estados ansiosos de tu vida cotidiana a través de la exhalación.

(Aunque nunca lo hayas intentado antes)

Regalo

En cumplimiento del Reglamento (UE) 2016/679 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 27 de abril de 2016, relativo a la protección de las personas físicas en lo que respecta al tratamiento de datos personales, por el que se deroga la directiva 95/46/CE (en adelante, RGPD), de la Ley 34/2002, de 11 de julio, de servicios de la sociedad de la información y comercio electrónico (en adelante, LSSI-CE) y de la Ley Orgánica 3/2018, de Protección de Datos Personales y garantía de los derechos digitales (en adelante, LOPDGDD), Canal Abierto Producciones SL garantiza la protección y confidencialidad de los datos personales, de cualquier tipo que nos proporcionen nuestros clientes, de acuerdo con lo dispuesto en el Reglamento General de Protección de Datos de Carácter Personal.

Laura lópez coto disvulga la Cultura Japonesa de la Salud